Archivo de la etiqueta: Los Camperos de Valles

Festival Balagan Balkan, Sabo Tercero

Cuando Eduardo sacó a Salvador Tercero de su estudio de grabación

Dueño de unos estudios de grabación en la Colonia Juárez, fundador y director de una exitosa escuela para ingenieros de sonido, Salvador Tercero ha sido el ingeniero de monitores para Luis Miguel, ha grabado discos para Armando Manzanero y muchos etcéteras más. Sin embargo, me ha acompañado –desde 1994– a diferentes estados de la República, grabadora en mano, creando estudios improvisados para registrar a grandes artistas como son Los Camperos de Valles y Chavela Vargas, entre otros. Aprovecho de este blog para revelar una faceta poco conocida –de grabador de campo– de un ingeniero muy querido y estimado en el medio.

Cuando empecé a realizar los viajes de grabación en 1972, el ingeniero siempre fue Enrique Ramírez de Arellano, académico como era yo en ese entonces, con trabajo previo en los estudios  de Phillips en Holanda y, con el tiempo una gran experiencia en realizar grabaciones de campo con equipo cada vez más sofisticado.

Cuando formamos Discos Corasón en 1992, Enrique grababa ya poco conmigo: había llegado el momento de necesitar a alguien que podía comprometerse profesionalmente, tal como yo lo había hecho cuando abandoné la biofísica en favor a la música tradicional. Conocí a Salvador Tercero cuando era el asistente de una figura ahora legendaria en el mundo de la grabación de audio: Francisco  Miranda. En 1994 le invité a acompañarme a San Luis Potosí, a Tamaulipas y al norte de Veracruz en donde grabamos a Los Camperos de Valles, a Perla Tamaulipeca y a unos magníficos cantantes que eran ganaderos de la isla de Juan A. Ramírez.

Caña con maracuyá, acompañimiento importante en las grabaciones de Los Camperos de Valles. Fue el primer viaje de campo de Salvador Tercero, 1994.

Caña con maracuyá, acompañimiento importante en las grabaciones de Los Camperos de Valles. Fue el primer viaje de campo de Salvador Tercero, 1994.

Marcos Hernández, director de Los Camperos, nos había hablado de estos dos hermanos que cantaban no profesionalmente sino por gusto. Uno de ellos tenía una carnicería en Pueblo Viejo y el otro se dedicaba tiempo completo a la ganadería. Llevé a Salvador y a Los Camperos a Pueblo   Viejo y nos presentamos con Cástulo en la carnicería. Esperamos la llegada del hermano ganadero en una cantina local en donde comíamos kilos de camarón para pelar. Pasaron las horas hasta las seis o siete de la tarde cuando apareció Narciso Pérez Maya, listo para hacer la grabación. Con cierta alegría nos dirigimos a un hotel abandonado en una colina del pueblo en donde Salvador había preparado un cuarto, lejos de cualquier sonido ajeno. Con Marcos en la huapanguera y Goyo en la jarana, su compadre Joel Monroy en el violín, grabamos estas increíbles voces de falsete huasteco y quiero pensar que abrimos un poquito más los gustos musicales del flamante grabador de campo.

Salvador estaba un poco nervioso, me recuerdo, sacado de su mundo, pero su capacidad natural con la gente, junto con su maestría técnica, aseguraba que el viaje fuera productivo y divertido (la combinación es importante). Trajimos muchos kilos de acamayas y material que luego produjimos en una antología del son huasteco que se llama ‘El caimán’. Fue cuando descubrí  la capacidad de Salvador como editor, la cual maneja con gran acierto por la musicalidad natural que tiene.

Un año después me acompañó a grabar a un grupo jarocho, para incluirlo en el disco ‘La iguana’, aunque el viaje fue de otro estilo ya que el grupo recién había emigrado a Cancún y el mayor problema fueron las hordas de Spring Breakers que habían invadido la ciudad y sus playas. Como grabamos en un hotel del pueblo, tuvimos que cubrir las ventanas con colchones para aislarnos de los gritos histéricos de los turistas.

Salvador preparando la grabación de campo con Los Camperos de Valles

Salvador preparando la grabación de campo con Los Camperos de Valles

Para realizar una grabación de campo se requiere de buen equipo –por supuesto– pero también de un buen entendimiento entre productor, grabador y músicos, que incluye un conocimiento amplio por parte del productor de la música que quiere grabar y una gran empatía con el grupo musical. Para mí esta confianza humana y profesional entre los participantes en la grabación es lo más importante. De hecho, el mito del gran estudio puede, en algunos casos, convertirse en una inhibición para la expresión máxima de la música tradicional. Esto está cambiando con las nuevas generaciones de músicos pero hace 20 años solíamos lograr una mejor calidad de grabación llevando el equipo a las casas o locales de la región en vez de invitar a los músicos a grabar en un estudio de la capital. Fue más costoso en términos económicos pero valía la pena. El interés finalmente es registrar la cultura musical de los intérpretes en las condiciones idóneas para ellos y no la imposición de un ambiente que solo el grabador conoce.

Los Macorinos, guitarristas de Chavela Vargas, escuchan con Salvador material grabado en Morelos 2012.

Los Macorinos, guitarristas de Chavela Vargas, escuchan con Salvador material grabado en Morelos 2012.

La más importante grabación de campo que ha hecho Salvador conmigo durante todos estos años fue en 2011 cuando Chavela Vargas pidió que la grabara en Morelos en vez de viajar a un estudio en el Distrito Federal. Salvador, y su asistente Andrés Salgado, llevaron el equipo profesional para asegurar la calidad del sonido y armamos el estudio en una casa de Tlayacapan. Con la montaña llamada Cihuapapalotzin (La Mujer Mariposa) de frente, Chavela recitaba el poema de Federico García Lorca “Volaré por el hilo de plata” mientras que grabamos a sus dos guitarristas en otro cuarto, conectados con la diva por medio de televisión y líneas de audio.

Salvador  graba a Chavela Vargas, en Morelos, 2012Después de cada tema, nos reuníamos todos para revisar la grabación y repetirla si fuera necesario. Por su edad y por la gran seriedad con la que trabajaba Chavela, hicimos unas seis grabaciones de esta manera, construyendo una y otra vez el estudio dentro de la casa de campo. Después de cada sesión hubo comidas largas y entretenidas con moles locales, los chistes cada vez más coloridos de Miguel Peña, talentoso guitarrista de Chavela y, frecuentemente, el canto gustoso de la diva misma. La ternura con la que Salvador trataba a Chavela, ya con sus 93 años encima, contribuyó a la gran calidad del disco terminado: ‘La luna grande, Homenaje de Chavela Vargas a Federico García Lorca’.

En abril de 2012 lanzamos el disco en el Palacio de Bellas Artes, con Salvador como ingeniero, y este concierto resultó ser el ganador de la Luna del Auditorio en la categoría de Mejor Concierto de Música Iberoamericana. Hizo un trabajo igual de brillante con los dos Festival Balkan que produjimos en el Plaza Condesa.

 

Lo que no hemos mencionado es la faceta de Salvador Tercero como maestro. Su escuela Sala de Audio (Dinamarca #83, Colonia Juárez (www.saladeaudio.com.mx) acaba de abrir sus nuevas instalaciones que son impecables. El ambiente refleja la personalidad y profesionalismo de Salvador. Ojalá que decida preparar a sus estudiantes también en el arte de grabar fuera del estudio para que la música tradicional mexicana cuente con una nueva generación de grabadores sensibles y creativos.

a mexican sound

A MEXICAN SOUND: documental de Roy Germano reúne fondos en Kickstarter

A MEXICAN SOUND / UN SONIDO MEXICANO celebra a México y a su gente al contar la historia del son huasteco, un estilo de música poco conocido. El son huasteco se toca en la majestuosa región de México llamada La Huasteca. Localizada entre el cetro-este y el noreste del país, La Huasteca es un paraíso para el amante de la naturaleza. Lozana, verde y montañosa. Cuevas, albercas naturales y cascadas salpican el paisaje. La gente de La Huasteca es amable y hospitalaria. El son huasteco (también referido como “Huapango” por mucha gente, especialmente los locales) tiene un solido intenso y alegre. la música se construye alrededor de rápidos floreos de violín, canto en falsete, y los ritmos conducentes de dos guitarras especiales (la jarana huasteca y la quinta huapanguera). Es un inmenso sonido para sólo tres músicos. En presentaciones en vivo, se suma un elemento rítmico cuando la gente zapatea y baila sobre una gran plataforma de madera llamada tarima.

A MEXICAN SOUND / UN SONIDO MEXICANO te llevará en un viaje a La Huasteca para escuchar y aprender del son huasteco, te presentará a la gente que más lo ama, y te ofrecerá una ventana hacia las vidas de los músicos que tocan esa música y la mantienen viva. La película te introducirá a Los Camperos de Valles, a quienes mucha gente considera el mejor grupo de son huasteco de todos los tiempos. Te encontrarás con músicos aficionados que se ganan la vida tocando son huasteco en fiestas en pueblos y en bares con boquetes en las paredes. Conocerás a un hombre de un pueblo llamado Xilitla que inició el festival semanal más antiguo y activo de son. También a la pareja que fundó Discos Corasón, una compañía disquera que ha estado produciendo grabaciones de son huasteco de alta calidad por 40 años. Y quizás más importante que nada, conocerás a la nueva generación de gente joven de La Huasteca, que están apropiándose de esta música y manteniéndola viva.

 

 

Las grabaciones de son huasteco son grandiosas para escuchar, pero la música adquiere una cualidad completamente diferente cuando es tocada en vivo. El zapateado de los bailadores trae un elemento rítmico a la música que no puede ser replicado en un estudio de grabación. También es muy espontáneo. Los músicos de son huasteco son famosos por sus improvisaciones y por inventar letras sobre la marcha cuando tocan en fiestas y festivales. Hacen bromas sobre el público, referencias a gentes o lugares que todos conocen, o cuentan un chiste colorado – cualquier cosa para conseguir una risa o reacción de la multitud. Este es un ejemplo de improvisación por Los Camperos de Valles durante una actuación espontánea que filmé en una fiesta en verano pasado en Ciudad Valles, México, y l reacción de los asistentes cuando Goyo y Marcos cantan sus versos después de la marca de 2:15.

 

 

Apoya la campaña para reunir fondos de post-producción en Kickstarter.

Visita la página oficial del documental.

 

banner_HUAPANGO

Crónica de Corasón: Huapango

 

Eduardo Llerenas empezó a grabar tríos de son huasteco hace más de 40 años y en 2011 produjo una antología de temas inéditos grabados durante este tiempo. ‘El gusto’ fue recibido como tal, tanto en el formato de un libro-disco como en la versión en vivo, presentado en el Centro Nacional de las Artes frente a miles de ávidos bailarines huastecos.

Se presentaron Los Camperos de Valles, máximo trío huasteco proveniente de Ciudad Valles, San Luis Potosí, y el Trío Chicamole, jóvenes músicos de Chicamole Hidalgo que están ganando mucha fama por su virtuosismo tradicional y las letras nuevas que componen. En el CENART nos acompañó, además a la maravillosa trovadora de Tamaulipas, Cleopatra, ‘Pati’ Chávez .

 

 

Eduardo había grabado a Marcos Hernández, director de Los Camperos, por primera vez cuando éste tenía apenas 17 años (en 1971) y su falsete fue angelical. En los años subsecuentes, le ha producido varios discos y le ha llevado a varias ciudades de Europa y los Estados Unidos. La gira más reciente fue a París en 2011 en donde participaronen el prestigiado Festival de Otoño.

Los Chicamole están tocando la puerta de Los Camperos como mostraron en su entrevista con Cristina Pacheco y con la selección de su violinista Casimiro Granillo, ‘El Arco Loco’, para participar en las Olimpiadas Culturales en Londres. Su disco, ‘Huapango en wi-fi’ ha tenido mucho éxito en México, tanto dentro como fuera de la comunidad huasteca.

 

 

Para muchos, el disco más importante del género es ‘La pasión’, grabado en los estudios de Peter Gabriel en Bath y producido como homenaje al violinista Heliodoro Copado cuando éste sufrió un infarto cerebral. El disco fue presentado en el Festival Internacional de San Luis Potosí en donde Heliodoro, entre décimas improvisadas por Guillermo Velázquez, entregó su arco al joven violinista Camilo Ramírez.

El son huasteco goza de muy buena salud en este momento, con un sinfín de tríos de buena calidad saliendo de los seis estados de la región huasteca. En esta etapa digital, Discos Corasón se prepara a utilizar herramientas de punta para seguir promoviendo el son huasteco.

 

El gusto: 40 años de son huasteco

CD1

  1. Los Caporales El sacamandú
  2. Los Cantores de la Huasteca El fandanguito
  3. Los Camperos Huastecos El llorar
  4. Trío Huasteco de Pánuco La petenera
  5. Los Canarios La rosita arribeña
  6. Los Camalotes La llorona
  7. Los Caporales La azucena
  8. Los Camperos Huastecos El bejuquito
  9. Perla Tamaulipeca El huerfanito
  10. Inspiración Huasteca El apasionado
  11. Los Cantores de Pánuco La pasión
  12. Los Camalotes El caimán
  13. Trío de María Andrea La leva
  14. Los Camperos Huastecos La petenera
  15. La Güera Maza con el Trío de Pánuco El cielito lindo
  16. Trío Huasteco de Pánuco El triunfo
  17. Inspiración Huasteca El guajolote
  18. Los Camperos de Valles El fandanguito
  19. Trío Tamazunchale La azucena
  20. Trío Perseverancia La pasión
  21. Trío Chicamole El caballo
  22. Los Camperos de Valles El gusto

CD2

  1. Los Camperos de Valles El gusto
  2. Inspiración Huasteca El sentimiento
  3. Los Caporales El tepetzintleco
  4. Natalia Valdés con Renacimiento Huasteco La rosita
  5. Los Cantores de la Huasteca El aguanieve
  6. Los Canarios El caimán
  7. Dinastía Hidalguense La presumida
  8. Trío Tamazunchale La petenera
  9. Trío Huasteco del Ébano El llorar
  10. Los Camperos de Valles El san Lorenzo
  11. Alma Huasteca El aguanieve
  12. Trío Huasteco de Pánuco El sacamandú
  13. Trío Huasteco Veracruzano El llorar
  14. Esperanza Zumaya con Los Trovadores de Pánuco El cielito lindo
  15. Los Cantores de la Sierra Las flores
  16. Los Hermanos Pérez Maya La leva
  17. Los Camperos Huastecos El sacamandú
  18. Perla Tamaulipeca El gusto
  19. Trío Tamazunchale La llorona
  20. Trío Chicamole La malagueña
  21. Trío Tamazunchale La huasanga

¿Qué dicen los medios?

“Cuando Llerenas y sus tres amigos fueron a la región de la Huasteca para grabar esta música, pensaron que estaba al borde de la extinción. Hoy en día prospera, quizás más que nunca. Gracias a sus esfuerzos, más gente tendrá el placer – El Gusto- de oírla.” Betto Arcos, NPR

Betto Arcos, NPR: Far From Fading, Mexico’s Son Huasteco Style Flares

Jorge Caballero, La Jornada: “Al son huasteco no se lo reconoce, pero es tan importante como el flamenco” – Llerenas

Jorge Caballero, La Jornada: “Que las nuevas generaciones le den vida al son” – Trío Chicamole

El mero Corasón

Lista de canciones

  1. Son guerrerense Juan Reynoso
  2. Chan Chan Cuarteto Patria
  3. El cihualteco Mariachi Reyes de Aserradero
  4. Mizisyen Ti Band L’avenir
  5. Cielito Lindo Los Camperos de Valles
  6. Freetown girl The Tigers
  7. Man pa te la man rive Bélénou
  8. Mango time The Hayden Boys
  9. Florita Trío Los Chapás
  10. Tambor Afrocuba de Matanzas
  11. El gusto apatzinganeño Los Marineros de Apatzingán
  12. Descarga del son Septeto Típico Oriental
  13. La Guacamaya La Negra Graciana
  14. Mueve la cintura Cuarteto Oriente
  15. Ojos tristes Guty Cárdenas y Alfredo Aguilar
  16. El pajarillo jilguero Los Hermanos Molina
  17. María morena Rafaelito Arias y su Conjunto
  18. La rumba está buena Changüí de Guantánamo